¡16 años hubo que esperar! Suprema le da la espalda al poder ejecutivo: El máximo tribunal dio cumplimiento a resolución de la CIDH y argumentó “esto se debía resolver entre jueces y deja sin efecto fallo contra lonkos”


Publicado: 17 de Mayo de 2019 | 8:30pm | – Edición Digital: Chileokulto

El máximo tribunal dio cumplimiento a resolución de la CIDH y argumentó que esto se debía resolver entre jueces. El Ejecutivo había indicado que corresponde al Presidente liderar las relaciones con organismos internacionales.

Dieciséis años de litigio internacional culminaron este jueves, cuando el presidente de la Corte Suprema, Haroldo Brito, dio a conocer la sentencia que determinó que “han perdido la totalidad de los efectos” de las condenas contra ocho comuneros mapuches por delitos de incendio y amenazas de carácter terrorista. La nulidad de estos fallos fue solicitada en cumplimiento de la sentencia dictada en 2014 por la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), que condenó al Estado de Chile en el caso “Norín Catrimán y otros”.

El comunero Víctor Ancalaf Llaupe, cuando fue detenido por este caso.

Entre los años 2003 y 2004 la fiscalía llevó a juicio a ocho comuneros mapuches y consiguió que el Tribunal de Angol los condenara. Sin embargo, el caso fue llevado a la CIDH, la que determinó que la calificación terrorista violó la presunción de inocencia y estableció que las condenas contenían prejuicios discriminatorios violando el principio de igualdad y no discriminación.

Razones de la Suprema

El fallo unánime, que marca un hito, pues es la primera vez que se deja sin efecto una sentencia, fue redactado por el ministro (S) Juan Manuel Muñoz Pardo y estableció que“el ejercicio de la soberanía interna del Estado se encuentra limitada por los derechos esenciales”. El texto añadió, además, que “nuestro ordenamiento jurídico reconoce que los derechos humanos (DD.HH.) están por sobre todo poder del Estado, constituyendo una categoría especial de derechos subjetivos que cuentan con protección nacional e internacional”.

Respecto de los jueces, el fallo asegura que “mediante el control de convencionalidad los jueces nacionales forman parte del sistema interamericano en la protección de los estándares de cumplimiento y garantías de tales derechos”.

La Suprema, además, rechazó la consideración que hizo el Ministerio del Interior en los alegatos del 22 de abril y marcó distancia con el gobierno,aclarando que esto es un asunto de jueces y nada tiene que ver la prerrogativa que tiene el Presidente de la República como encargado de liderar las relaciones políticas con organismos internacionales.

Finalmente, el fallo apela al principio de inexcusabilidad de la Constitución y desestima el hecho de que la legislación chilena no contemple un mecanismo para dejar sin efecto un fallo. Aseguran que esto último no puede ser una excusa para “incurrir en denegación de justicia para quienes legítimamente como víctimas esperan que el fallo encuentre cumplimiento en su país”.

De hecho, se agrega que “la ausencia de mecanismo interno que prevea específicamente la fórmula procesal indispensable para ejecutar lo resuelto” no inhibe a la Corte Suprema para dejar sin efecto estos fallos, ya que seguir incumpliendo la sentencia de la CIDH “podría generar nuevas responsabilidades para el Estado de Chile”.

La sentencia de la Suprema aparece a pocas semanas de la arremetida del gobierno en contra de la CIDH. A fines de abril, el Ejecutivo firmó junto a Argentina, Brasil, Colombia y Paraguay una carta pidiendo que sus fallos respeten la autonomía de los países.

El ministro Brito afirmó que la importancia de este fallo está en que se “fortalece el sistema interamericano de protección de derechos”.

Por su parte, el abogado de la Defensoría Penal Pública, Claudio Fierro, calificó el fallo como “histórico” y valoró que se reconociera “la competencia de la CIDH”. En tanto, la defensora Myriam Reyes aseguró que la sentencia “es una contribución al estado de derecho y un avance en la inserción de Chile en el sistema de protección internacional de los DD.HH.”.

¡Compártelo en tus redes!


Comente en Facebook